Las Mayores

Cachorros, ¿ya están listos o van por más?

¿Qué sigue para los Cachorros?

Al Bat
Por Al Bat
  • Jason Heyward uno de las movidas importantes de Cachorros

    Jason Heyward uno de las movidas importantes de Cachorros

Quizás no sea de esperarse que el club haga otro movimiento de peso como los que hicieron durante la semana de las Reuniones, cuando el equipo del Norte de Chicago agregó a Jason Heyward y Ben Zobrist a su lista de agentes libres fichados, la cual ya incluía a John Lackey. Pero dado el talento que tienen a su disposición, el próximo movimiento de los Cachorros podría resultar ser el más grande de todos.

Hay tres rumbos que Theo Epstein y sus colegas pueden tomar para ponerle punto final a un invierno en el que han logrado sus metas principales.

1. Seguir agregando jugadores de lujo

Ningún equipo está en mejor posición de realizar un mega canje para agregar a un abridor joven y bajo control contractual y alguna otra pieza útil. Otros clubes quizás están en una posición similar y tengan una mayor necesidad, pero ninguno tiene tantas piezas para ofercer si los Marlins intentan traspasar al cubano José Fernández o Billy Beane decide explorar la posibilidad de canjear a Sonny Gray.

De hacer Epstein un canje que involucre al boricua Javier Báez o al cubano Jorge Soler - o a los dos - dicha transacción de seguro opacaría al traspaso de Shelby Miller a los D-backs como el movimiento del que aún estaremos hablando dentro de 10 años.

Ha habido muchas conversaciones entre los Rays y los Cachorros y vale la pena recalcar que ninguno de los dos clubes ha hecho un movimiento que impediría que se concretara un canje de Báez por un pitcher.
 


 

2. Hacer ajustes pequeños

Si algo les falta a los Cachorros ahora mismo, sería un preparador de mesa para alivianar la carga del cerrador Héctor Rondón y el dominicano Pedro Strop. Epstein podría realizar un canje para agregar un relevista que venga de una temporada sólida sin tener que desprenderse de piezas claves como Báez o Soler o prospectos cotizados como los venezolanos Gleyber Torres y Willson Contreras, Billy McKinney o Albert Almora.

Chris Coghlan, quien fue clave durante los primeros cuatro o cinco meses de la temporada del 2015, luce prescindible ante la presencia de Heyward y Kyle Schwarber en los jardines. Hammel podría brindarle profundidad a muchas rotaciones. Lo mismo se puede decir de Travis Wood.

Epstein también podría utilizar al antesalista Jeimer Candelario y al mexicano Christian Villanueva u otros prospectos para agregar alguna pieza.

Fuera del coreano Seung-hwan Oh, no hay muchas opciones interesantes disponibles en el mercado de agentes libres. Los Cachorros ya renovaron con Trevor Cahill y agregaron a cuatro posibles relevistas: el zurdo Rex Brothers y los diestros Warren, Spencer Patton y el dominicano Andury Acevedo.
 


3. Dejar las cosas como están

Los Cachorros han tenido un invierno tan productivo que podrían no hacer nada más en lo que resta del receso de temporada y enfocarse en los jugadores que quizás estén disponibles mediante canjes durante la temporada.

Neil Ramírez, quien junto con Rondón y Strop fue parte de un bullpen que representó un punto fuerte de los Cachorros del 2014, podría desempeñar un rol clave en el 2016 si su hombro se mantiene sano. Matt Szczur también podría ser una pieza importante en cuanto a un refuerzo defensivo para los jardines se refiere, mientras Almora se sigue desarrollando antes de ser tomado en cuenta para el puesto de jardinero central en el 2017.

De tener la oportunidad de desarrollarse, Soler y Báez podrían resultar demasiado buenos para ser canjeados, al menos hasta que comiencen a aumentar sus salarios.

Es increíble que Epstein no haya acudido a su abundancia de prospectos en sus más de cuatro años al mando en los Cachorros. Si sigue resistiéndose a la tentación, estará en mejor posición todavía de agregar piezas cuando se presenten oportunidades.

¿Qué deben hacer los Cachorros?

Estados Unidos – MLB.com 

Al Bat

Comentarios

Standings