Comentarios

¿Podrá despertar a tiempo la ofensiva de los Cardenales?

Los Cards han estado pésimos con el bate en la Serie de Campeonato de la Nacional

St. Louis Cardinals catcher Yadier Molina, center, is mobbed by teammates after hitting a winning sacrifice fly to score Kolten Wong and defeat the Atlanta Braves in the 10th inning of Game 4 of a baseball National League Division Series, Monday, Oct. 7, 2019, in St. Louis. (Curtis Compton/Atlanta Journal-Constitution via AP) ORG XMIT: GAATJ902-MANDATORY CREDIT; MARIETTA DAILY OUT; GWINNETT DAILY POST OUT; WXIA-TV OUT; WGCL-TV OUT

St. Louis Cardinals catcher Yadier Molina, center, is mobbed by teammates after hitting a winning sacrifice fly to score Kolten Wong and defeat the Atlanta Braves in the 10th inning of Game 4 of a baseball National League Division Series, Monday, Oct. 7, 2019, in St. Louis. (Curtis Compton/Atlanta Journal-Constitution via AP) ORG XMIT: GAATJ902-MANDATORY CREDIT; MARIETTA DAILY OUT; GWINNETT DAILY POST OUT; WXIA-TV OUT; WGCL-TV OUT | Atlanta Journal-Constitution, Atlanta Journal-Constitution

Los Cardenales de San Luis se han caracterizado por anotar muchas carreras o pocas carreras, partido por partido, en esta postemporada. El sábado en el Juego 2 de su Serie de Campeonato de la Liga Nacional, continuó esa tendencia, pero en su contra.

Dejados sin hit alguno en los primeros 6.0 innings por el derecho Max Scherzer, los Cardenales lograron anotar una sola carrera el sábado al perder el partido por 3-1 y caer en un hoyo de 0-2 en la serie, que se reanudará el lunes en el Nationals Park de Washington.

La debacle ofensiva del sábado fue un día después de que el venezolano Aníbal Sánchez llegara a 7.2 entradas sin permitir imparable alguno en el Juego 1, cuando San Luis fue blanqueado.

“No se puede ignorar el hecho de que hemos sido silenciados en dos juegos al hilo”, dijo el manager de los Cardenales, Mike Schildt. “No pondremos excusas. Hay muchas variables, pero la realidad es que no hemos podido hacer el trabajo”.

Las rachas buenas y malas de la ofensiva de San Luis han sido bien pronunciadas en estos playoffs. El último ejemplo de ello es lo que han hecho desde el miércoles, cuando ganaron el Juego 5 de su Serie Divisional sobre los Bravos. Ese día en Atlanta, San Luis anotó 13 carreras en los primeros tres capítulos del partido. Después de eso, la tropa de Schildt estuvo 22.0 innings sin pisar el plato. Y si no hubiese sido por un batazo en el octavo inning del sábado del venezolano José “Cafecito” Martínez que midió mal el jardinero central de Washington, Michael A. Taylor, pudo haber sido peor la sequía de San Luis.

“Sentimos que (es esfuerzo de competir) está ahí, la mentalidad está ahí. Tenemos que seguir (luchando)”, dijo Schildt. “Cuando los (de los Nacionales) están lanzando a ese nivel, tenemos que descubrir la manera de mejorar también. Ése es el reto para nosotros ahora mismo”.

El único bateador de los Cardenales que se ha destacado se trata del mismo Martínez, cuyo tiempo de juego ha disminuido en la presente temporada. Pero Schildt intimó que “Cafecito”, quien empujó la única vuelta de San Luis con un doble en aquella octava entrada, podría verse en el lineup del Juego 4 el lunes.

“No puedes ignorar el hecho de que ha agotado buenos turnos”, dijo Schildt acerca de Martínez, quien lleva de 5-4 en esta postemporada y de 2-2 en esta serie. “Habría algo de contemplación sobre cómo avanzaremos y cómo queremos competir. Es bueno saber que José está en un buen lugar y los buenos turnos no se pueden ignorar”.

En la historia de la postemporada con series al mejor de siete con el formato de 2-3-2 (dos en una ciudad, tres en la otra y de vuelta a la primera para dos más), el equipo que ha triunfado en los primeros dos choques en la ruta han ganado dichas series en 21 de 24 oportunidades. La última vez que un conjunto cayó en los primeros dos en casa y reaccionó para ganar fue la Serie Mundial de 1996, cuando los Yankees lo lograron ante los Bravos.

Ésa es la situación que enfrentan los Cardenales ahora mismo.

“Me siento fuertemente (positivo) sobre nuestras posibilidades en esta serie, por muchas razones que no necesito elaborar ahora”, expresó Schildt. “Nuestra preparación es buena, nuestro parecer de lo que está pasando en la competencia es bueno. Es que tenemos que ligar turnos más consistentes, jugar con la ventaja y partir de ahí.

“Estaremos listos para el lunes, les puedo decir eso”.

David Venn/LasMayores.com

TE RECOMENDAMOS