Las Mayores -

Adley Rutschman, ¿el mejor prospecto en la historia del Draft de la MLB?

Se habla de que este joven maravilla es la promesa más avanzada desde los tiempos de Bryce Harper 

Por Al Bat

- 27 de Diciembre de 2019 - 18:54 hs
Adley Rutschman, ¿el mejor prospecto en la historia del Draft de la MLB?.

Adley Rutschman, ¿el mejor prospecto en la historia del Draft de la MLB?. (AP.)

Según Baseball America, el jovenazo Adley Stan Rutschman es el mejor prospecto en la historia del Draft de la MLB desde los tiempos de Bryce Harper (2010). Esta promesa pertenece a los Orioles de Baltimore, que lo seleccionaron en la primera ronda del pasado Draft de este año.

Además, Adley Rutschman fue la selección número uno global. Todo esto fue a sus 21 años y usted amable lector dirá que no fue a edad tan joven como la mayoría -Harper fue elegido de 17, por ejemplo-.

Bien, pues resulta y resalta que Rutschman ya había sido reclutado hace tres años, cuando en el 2016 lo tomaron los Marineros de Seattle en la ronda 40, sin embargo, el joven no firmó. 

Entonces Rutschman ya no dejó ir otra oportunidad y este mismo año debutó en Ligas Menores de los Oropéndolas, donde estuvo en tres niveles diferentes: Clase A Media, Clase A Corta y Rookie Gulf Coast League.

Sus números en esos tres niveles fueron de .254 con cuatro jonrones y 26 carreras producidas en 37 juegos. A la defensiva detrás del plato cometió cuatro errores, para un porcentaje de fildeo de .976.

Claro que eso no es nada del otro mundo, sobre todo tomando en cuenta que en su último año en el Beisbol Colegial con Oregon State bateó para .411 con 17 hrs y 58 empujadas en 57 juegos. Pero bien, Rutschman no es un avión como para despegar a la primera.

El tipo nacido en Portland, Oregon de 1.88 metros y 97 kilos cumple 22 años en febrero y podría comenzar en el nivel de Doble A. 

*HISTORIA*

Adley Rutschman sabía que tenía que arreglar su swing. El entrenador de Oregon State, Pat Casey, le pidió al receptor de primer año que se concentrara en su defensa en 2016 para poder manejar el staff de lanzadores de élite de los Beavers.

Eso es exactamente lo que hizo, guiando a los lanzadores de OSU a una efectividad de 1.93, la mejor de la nación. Pero Rutschman bateó apenas .234 y sabía que algo tenía que cambiar si iba a alcanzar su objetivo de jugar en las Grandes Ligas.

Entonces, después de que la temporada del estado de Oregón terminó con un par de decepcionantes pérdidas ante el estado de Luisiana en la Serie Mundial Universitaria, Rutschman se puso a trabajar para revisar su swing.

Era un trabajo que no había tenido tiempo de hacer antes porque siempre había jugado al fútbol americano, incluido el otoño anterior, cuando era el especialista en patada inicial de Beavers.

Rutschman comenzó la revisión en la Liga Cape Cod, donde continuó luchando. Bateó .164 con dos dobles en 20 juegos, y sus luchas se extendieron hasta el otoño y el invierno. Estaba tratando de mejorar su carga para poder ver mejor la pelota y crear una separación más explosiva con sus caderas.

Fue un proceso largo y gradual, pero finalmente Rutschman encontró su swing mientras bateaba en la jaula de bateo durante las vacaciones de invierno.

Rutschman expresó:

Tomó verano, otoño y, finalmente, durante las vacaciones de invierno, hizo clic para mí en cuanto a" Wow, se siente cómodo. Fue al menos un contrato de seis meses para mí".

Los resultados han sido innegables. Rutschman se transformó de un estudiante de primer año que bateó regular, pasó a ser el jugador más productivo del país en los últimos dos años. Bateó .408 / .505 / .628 como estudiante de segundo año y fue nombrado el jugador más destacado en el CWS después de guiar a Oregon State a un campeonato nacional y establecer un récord de CWS con 17 hits.

Ha dado un paso más en su juventud. Personajes como Michael Conforto, Jacoby Ellsbury y Nick Madrigal dominaron gran parte del libro de récords del estado de Oregón. 

La capacidad ofensiva de Rutschman combinada con sus habilidades defensivas y su atleticismo de primera calidad lo han convertido no solo en el mejor jugador en la clase de draft de este año, sino también en el mejor prospecto de draft desde Bryce Harper en 2010.

Es, como mucho, un testimonio de su enfoque. , determinación y competitividad, rasgos que los que lo rodean han visto por mucho tiempo. Rutschman creció jugando al fútbol y béisbol. Cuando estaba en quinto grado, se lastimó la muñeca, lo que debería haberlo dejado de lado por un par de semanas. En cambio, dijo su padre Randy, decidió que aprendería a ser un pateador.

Randy mencionó:

Simplemente salió y pateó y pateó y pateó".

En su último año de secundaria, Rutschman pateó un gol de campo de 63 yardas, el quinto más largo en la historia de un estudiante de secundaria. También fue un apoyador de todo el estado y rápidamente encontró el éxito como pateador para los Beavers antes de que su carrera en el fútbol terminara antes de su segundo año.

Así que Rutschman estaba listo para el desafío de revisar su swing. Y fue un desafío. Dijo que tenía dudas, especialmente cuando estaba luchando en el Cabo. Resistió el impulso de volver a sus viejos hábitos, incluso cuando su naturaleza competitiva lo dificultaba.

Finalmente, Rutschman intentó mucho en busca de lo que parecía correcto:

Mi filosofía, en cuanto al bateo, es que un bateador debe ser lo más puntual posible. Si no estás en una posición equilibrada a tiempo, es muy difícil acertar". Estaba tratando de encontrar una manera de llegar a una buena posición a tiempo. Hay tantas cargas diferentes, configuraciones, que encontrar lo que funciona para mí fue crucial. . . Estaba trabajando en esa carga y luego en el camino del bat”.

Rutschman trabajó en el proceso con todo el personal del estado de Oregon: Casey y los asistentes Pat Bailey y Andy Jenkins. Cada uno tenía un enfoque ligeramente diferente, lo que le daba acceso a ideas diferentes. También podría recibir consejos de su padre, que fue cátcher en Linfield (Oregon), entonces una escuela de NAIA, y ha desarrollado una sólida reputación como entrenador.

Al final, Bailey, quien reemplazó a Casey como entrenador en jefe este año, dijo que Rutschman no hizo grandes cambios. Mejoró su postura en el plato, reposicionando su pierna trasera para darle una mejor base. También trabajó en su movimiento y tiempo previos al lanzamiento para llegar a esa posición equilibrada que cree que es clave.

Una vez que Rutschman se enfocó en su nuevo swing, la transformación fue inmediata. Bailey recordó:

Su segundo año, de principio a fin, fue constante. Lo llamábamos "Clutchman" un tercio de la temporada".

Rutschman es un bateador por ambos lados del plato que trabaja duro para mantener sus oscilaciones desde ambos lados y continúa mejorando. El informe de exploración solía decir que querías darle la vuelta a su bateo natural con la mano izquierda y hacerlo batear con la mano derecha. Eso no era cierto en 2019.

Esta temporada, Rutschman había alcanzado su poder de manera más consistente en general y bateó jonrones verdaderamente prodigiosos durante toda la primavera. Lo hizo sin comprometer demasiado contacto. Su índice de ponches aumentó aproximadamente dos puntos porcentuales desde 2018, cuando también tuvo una mayor protección de alineación en la forma de Cadyn Grenier, Trevor Larnach y Madrigal, todos los cuales fueron reclutados en las 40 mejores elecciones hace un año.

Rutschman nunca se ha desviado este año de su enfoque disciplinado, incluso cuando es lanzado, sutilmente y no tan sutilmente. Estaba promediando 1.28 bases por bolas por juego, la mayor cantidad desde que el zurdo jardinero Brad Wilkerson de Florida promedió 1.33 en 1998, la altura de Gorilla Ball.

Parte de la disciplina en el plato de Rutschman es una gran fuerza de voluntad, una determinación de no expandir su zona de strike y esperar a que un lanzador se acerque a él.

Pero también lo atribuye a los ejercicios de rastreo que hace cuando pasa una ronda de práctica de bateo haciendo lanzamientos para poder seguir su vuelo fuera de la mano del lanzador:

Rutschman expresó:

Algunos hombres tienen mejores ojos que otros, pero es algo en lo que puedes trabajar. La mejor parte del béisbol es que puedes mejorar en todo".

Ese bien podría ser el mantra de Rutschman. Lo ayudó durante una temporada baja difícil que comenzó con el deseo de limpiar su swing y finalmente lo convirtió en una de las mayores amenazas ofensivas del béisbol universitario en solo dos años.

Randy Rutschman dijo:

Es una de las personas más decididas con las que he estado en mi vida. Si decide ser bueno en algo, lo hace".

Siempre ha sido así para Rutschman. Randy dijo que nunca presionó al béisbol con Adley y que esa no era la razón por la que su hijo se convirtió en receptor. Randy es hijo de un entrenador: Ad Rutschman está en el Salón de la Fama de la Fundación Nacional de Fútbol, ganó tres títulos nacionales de fútbol en Linfield y un título nacional de béisbol, lo que lo convierte en el único entrenador que ha ganado campeonatos nacionales en ambos deportes, y él era consciente de no querer forzar nada sobre su hijo.

A Adley simplemente le gustaba jugar afuera: béisbol, básquetbol, , cualquier cosa. A veces, cuando volvía a casa de un juego, veía a un grupo de niños jugando algo en el vecindario y le exigía a su padre que se detuviera y lo dejara salir del auto para que pudiera unirse. Siempre ha sido competitivo, un rasgo que aprendió tanto de su madre Carol.

Randy agregó:

Siempre, ya sea Scrabble, ping pong o béisbol, tiene la aversión de mi esposa por perder y mi amor por ganar".

Entre esa mentalidad y con Randy entrenando a los Caballeros de Corvallis, un equipo universitario de pelota de verano en la Liga de la Costa Oeste y sirviendo como entrenador asistente bajo, Bailey, en la División II George Fox (Oregón), no es de extrañar que Adley gravitó al juego.

Comenzó a jugar en cualquier posición, pero cuando tenía alrededor de 10 años comenzó a catchear más porque sus entrenadores se dieron cuenta de que podía contar con él para atrapar la pelota, una habilidad que no es fácil de encontrar a esa edad. Rutschman comenzó a catchear bien y lo disfrutó, pero no fue hasta mucho después que realmente se enamoró de la posición. Ahora, disfruta la estrategia que requiere el puesto.

Adley Stan Rutschman comentó:

(Inicialmente), no eres muy bueno para (catchear) porque no tienes una buena técnica y solo estás siendo golpeado todo el tiempo y piensas, '¿Por qué esto sería divertido?. Pero una vez que el juego comienza a acelerarse y obtienes pitcheo universitario y realmente trabajas con muchachos, se convierte en un juego y comienza a ser divertido".

Rutschman es avanzado en todas las partes del juego a la defensiva. Su brazo ha cerrado por completo el juego de correr de los oponentes durante tres años. Después de que puso out a 12 de 26 corredores de bases como estudiante de primer año, los oponentes han intentado solo 34 bases robadas contra él en los últimos dos años. Bloquea bien las pelotas, recibe bien, encuadra bien y siempre ha tenido una buena idea de manejar al staff de lanzadores de los Beavers.

El entrenador de lanzadores de OSU, Nate Yeskie, dijo:

La pieza receptora está extremadamente avanzada. Eso va a jugar bien fuera de su bate y su lanzamiento. Él va a saber cómo manejar a los chicos. Le pregunté si ya le había pedido a sus padres Rosetta Stone para que pueda ponerse al día con el español. No me sorprendería si en un año habla español con bastante fluidez. Ese es el tipo de persona que es ".

Rutschman toma en serio su papel de ayudar a su staff de lanzadores. Jugó para el equipo nacional colegial de USA Baseball el verano de 2018, pero la carrera por el campeonato nacional de Oregon State retrasó su llegada al complejo del equipo en Cary, Carolina del Norte. Lideró al equipo en bateo, retomó justo donde lo dejó en Omaha, pero impresionó al entrenador de LSU Paul Mainieri, quien era el mánager del equipo de Estados Unidos, con su presencia tanto como cualquier otra cosa.

Mainieri dijo:

Adley es uno de esos tipos que acaba de obtener el factor "it" en el enésimo grado. Está cortado directamente del elenco central. Tiene todo lo que buscas en un jugador de béisbol y una persona. “Nos hizo mejores de muchas maneras. Creo que recogió a todos a su alrededor. Fue un verdadero líder de nuestro equipo ".

Es casi imposible encontrar a alguien que diga algo malo sobre Rutschman. Su obra habla por sí misma, pero su personaje también obtiene las mejores calificaciones. Mainieri tiene razón: Rutschman es cortado directamente del elenco central. Yeskie lo llamó Capitán América y dijo que si rehacían "The Natural", Rutschman podría reemplazar a Robert Redford. Bailey, quien conoce a los Rutschman desde que estaba en la escuela secundaria, dijo que ha sido un honor entrenar a Adley.

Rutschman incluso con todo el draft de la conversación girando a su alrededor, él estaba casi concentrado en ganar otro campeonato nacional. El ruido del draft solo se filtra en su mundo cuando abre las redes sociales. Entonces, a pesar de haber sido el jugador de béisbol universitario más famoso del país, puede mezclarse. Los compañeros de equipo de Rutschman en el estado de Oregón no lo daban por sentado, y tampoco Yeskie.

Rutschman finalizó diciendo:

Bromeo con los chicos de vez en cuando. Si tienes (de 8 a 80 años) y vives cerca del estado de Oregón, conoces a Adley. Los niños lo aman, las abuelas lo aman. Él personifica lo que es bueno en el atletismo universitario y la vida en general ".

Rutschman dijo que admira a Albert Pujols, Mike Trout y Russell Wilson debido a cómo juegan el juego y cómo se llevan dentro y fuera del campo. Si incluso se acerca a alcanzar su alto potencial en la pelota profesional, se imagina que tendrá un impacto similar en el juego y en la ciudad donde juega. Los fanáticos lo vieron en Corvallis. Pronto lo verán en las Grandes Ligas.

 Teddy Cahill/Baseball America 

Síguenos en

En esta nota

  • MLB
  • Adley Stan Rutschman

Recibe todas las noticias en tu e-mail

Debes completar tu e-mail Debes completar un e-mail correcto.
Ya estás suscrito a nuestro newsletter. Pronto recibirás noticias en tu correo.

Suscribirse implica aceptar los Términos y Condiciones

Más de Las Mayores -