Comentarios

Relevista que sin hacer mucho ruido fue muy valioso para White Sox campeones de 2005

Se trata de un diestro dominicano, que prácticamente fue el relevo comodín y fajador 

Luis Vizcaíno.

Luis Vizcaíno. | MLB.

Hubo un héroe poco recordado en el equipo de los White Sox de Chicago que ganaron la Serie Mundial del 2005 contra los Astros de Houston por barrida en cuatro juegos. Al menos eso es lo que piensa Don Cooper.

Y si la respuesta a esa afirmación no es el derecho dominicano Luis Vizcaíno, entonces usted no está en la misma página que el coach de pitcheo de los White Sox. Cooper le dijo a MLB.com sobre Vizcaíno en una entrevista reciente:

Se encargó se acumular un montón de innings en juegos que ya estaban decididos, y lo hizo muy bien. Lanzaba si estábamos arriba por mucho, abajo por mucho y si tenía que terminar el juego".

Cooper agregó:

Nunca se quejó, nunca gruñó, nada. Siempre nos permitió, en mi mente, tener a nuestros mejores pitchers disponibles”.

Esa temporada, la única que pasó en Chicago, Vizcaíno lanzó 70 innings en 65 juegos, cerrando el año con récord de 6-5 y 3.73 de efectividad. Esos números se vieron afectados por una presentación el 7 de abril donde Vizcaíno permitió seis carreras en 2.1 innings durante una derrota por 11-5 contra los Indios. Vizcaíno se sacrificó por el equipo al lanzar 60 pitcheos, otro ejemplo de su importante rol en esos White Sox que ganaron 99 juegos:

No nos quedaba nadie más para usar un día, él tuvo ese inning en el que permitió cuatro o cinco carreras y todo el mundo pensó que era mal pitcher. En esa época no se usaban 13 pitchers. Era diferente. Ha cambiado ahora porque a los abridores no se les pide necesariamente en algunos casos que lleven la carga mayor del trabajo”.

Don Coooper mencionó:

Ahora existe el Opener, o después de cuatro o cinco innings ponen a alguien a calentar debido a los números la segunda o tercera vez alrededor de la alineación del otro equipo, eso es algo que hoy se considera mucho más. Eso significa que los abridores no lanzan tanto, así que necesitas más pitcheo”.

Cooper recuerda con mucho cariño a todo el cuerpo monticular del 2005, un grupo que terminó empatado en el liderato de la Liga Americana con 3.61 de efectividad, nueve juegos completos y 54 salvados. Pero 15 años después, Vizcaíno sigue ocupando un lugar especial:

Realmente recuerdo a los pitchers. Desde el primer día y hasta el final, fueron unos caballos. Todos ellos. Pero Vizcaíno hizo un trabajo inesperado en un rol que no siempre es reconocido, pero valioso de cualquier manera”.

 Scott Merkin/MLB.com 

TE RECOMENDAMOS