MLB

De Culicán a MLB: Conoce el camino de Julio Urías

El pitcher de Dodgers no siempre estuvo en lo más alto del mundo.

Por adda lavalle

-
Julio Urías

Julio Urías (AP)

Julio Urías está teniendo su mejor Temporada con Dodgers, desde su debut en MLB en mayo de 2016. Sin embargo, la vida del pitcher no ha sido sencilla y ha tenido que luchar para llegar hasta donde está ahora.

Julio Urías nació en Culiacán, Sinaloa el 12 de agosto de 1996. Y desde el día de su nacimiento, comenzó con una dura batalla que pudo haberle afectado la salud. El "culichi" tenía un tumor benigno en el ojo izquierdo, el cual, a pesar de los intentos de ser removido, no pudo ser así y eso ocasiona que tenga el ojo casi cerrado.

Pero a pesar de esta condición, el sueño que Urías tuvo desde muy pequeño no se ha visto detenido y desde muy corta edad se incursionó en el mundo del béisbol. Los primeros pasos en la "pelota caliente" los dio en la Liga Infantil y Juvenil Culiacán Recursos; en donde se desarrolló hasta que a la edad de 16 años le llegó una oportunidad "de oro".

En 2013, Urías fue firmado por Dodgers de Los Angeles con un contrato de 450 mil dólares y fue enviado a la sucursal Clase A del equipo, en la cual se lució con sus actuaciones y lo catapultó rápidamente a la Clase A Avanzada.

Dos años más tarde, en 2015, su llegada a MLB se sentía cada vez más cerca pues fue invitado al Spring Training del "equipo grande", sorprendiendo, nuevamente al staff de la organización. Sin embargo, el sueño tendría que esperar pues fue descendido a Ligas Menores.

Pero en 2016 fue el año en el que "El Culichi" daría el salto a la "Gran Carpa". Tras iniciar campaña en sucursal Triple-A, en la que brilló con sus lanzamientos y su efectividad, fue llamado, con 2019 años a ver acción en MLB, en un juego entre Dodgers y Yankees.

La actuación de Urías en esa ocasión no fue brillante y vivió el proceso de regresar a Ligas Menores pero unos días después, se integró nuevamente a MLB.

Otro de los momentos complicados para Julio tanto a nivel personal como profesional ha sido su lesión, en 2017. Un problema en el hombro, que requirió cirugía, lo dejó fuera de circulación por más de un año.

En 2018 pudo lanzar nuevamente, antes de tener problemas legales por un caso de violencia doméstica que le valió ser suspendido por 20 juegos No obstante, en 2020, la historia de Julio Urías se ha mostrado diferente.

Este año, Dave Roberts dio a conocer que sería el tercero en la rotación abridora de Dodgers para la Temporada de MLB. Si bien tuvo un complicado inicio de campaña, en el que las primeras entradas fueron las más difíciles para él, pues admitía gran número de carreras, conforme pasaban los días, todo mejoró.

Dios me dio un ojo izquierdo malo pero un brazo izquierdo bueno. 

Y fue en el Juego 3 de la Serie Divisional de Liga Nacional ante Padres, cuando Urías entró de relevo para lucirse y dar ese golpe de autoridad, demostrando que estaba listo para tener un rol más importante con Dodgers.

Ahora, tras grandes actuaciones como abridor y como relevista en la Serie de Campeonato entre Dodgers y Bravos de Atlanta, se encaminó a convertirse en el cuarto mexicano en iniciar un Juego de Serie Mundial; hazaña que hará el próximo sábado 24 de octubre, en el Juego 4 del Clásico de Otoño ante Rays de Tampa.

Síguenos en

En esta nota

Recibe todas las noticias en tu e-mail

Debes completar tu e-mail Debes completar un e-mail correcto.
Ya estás suscrito a nuestro newsletter. Pronto recibirás noticias en tu correo.

Suscribirse implica aceptar los Términos y Condiciones

Sigue leyendo

Más de MLB